Oscar José Vélez Isaza, Obispo

 7. Proyecto Nueva Catedral de Valledupar 

Desde que llegó Monseñor Oscar a Valledupar, comenzó a escuchar, en primer lugar de parte de su antecesor, las voces de muchos que la planteaban la necesidad de construir una Nueva Catedral. La existente se revelaba como absolutamente insuficiente para el nuevo momento histórico de nuestra región, de nuestra ciudad y por supuesto para el gran desarrollo de nuestra Diócesis. Esta urgencia se sumaba a muchas otras que encontró el nuevo Obispo: la continuación de la obra del Seminario diocesano Juan Pablo II, la urgencia de muchas nuevas parroquias en Valledupar y en varios pueblos, la financiación de la Diócesis, etc. Por ello, consideró que había que atender prioritariamente a estas otras necesidades. Sin embargo, a partir del año 2012 empezó a considerar seriamente la posibilidad de realizar este sueño diocesano. El itinerario fue largo: varias reuniones del clero dedicadas a plasmar el tipo de Catedral que se deseaba, reuniones con arquitectos cercanos para ir concretando los diseños, consultas a la Santa Sede, aprobación unánime del clero sobre el nuevo proyecto y aprobaciones del Consejo Presbiteral y del Consejo de Consultores; y finalmente aprobación de planos por parte de la Curaduría Urbana de Valledupar. Cumplidos todos estos pasos, el 7 de noviembre, con la presencia del Señor Cardenal Rubén Salazar G., Arzobispo de Bogotá, y de un numeroso grupo de obispos, de sacerdotes y de fieles se bendijo y colocó la primera piedra  para la Catedral del Santo Ecce Homo.

Consagración de la Nueva Catedral

La ceremonia fue presidida por Monseñor Óscar José, Obispo de Valledupar y concelebrada por 35 obispos del país.

Luego de cinco años de construcción, fue consagrada el 24 de agosto de 2019 la Catedral del Ecce Homo, templo que representa la unidad de la Iglesia Diocesana para el servicio del pueblo que peregrina en el Cesar y sur de la Guajira. 

Las puertas del templo fueron abiertas para el ingreso de la comunidad católica a partir de las 07:00 a.m. donde en contados minutos fue superada la proyección de participación de 4.000 personas, congregándose al menos 7.000 asistentes de los diferentes puntos de la Diócesis de Valledupar.

La celebración litúrgica dio inicio a las 09:00 a.m. presidida por el Obispo de Valledupar Óscar José Vélez Isaza, CMF; la presencia de 35 obispos del Colegio Episcopal Colombiano y al menos 200 sacerdotes provenientes de distintas partes del país.

En un primer acto solemne con júbilo y gozos, fue entronizado a la Catedral El Ecce Homo (Del latín “He aquí el hombre” Jn 19, 5) patrono de la Diócesis, posterior a esto fue leído el mandato pontificio del Papa Francisco, donde eleva a Catedral el nuevo templo sagrado.

UNA DE LAS LITURGIAS MÁS HERMOSAS

Al comenzar el rito de la consagración del altar fueron enterradas por el obispo en la mesa del altar las reliquias de San Antonio María Claret, San Josemaría Escrivá de Balaguer, Santa Laura Montoya, los beatos Jesús Aníbal Gómez, Pedro María Ramírez, Álvaro Portillo y los Mártires Claretianos.

Seguidamente el obispo quitándose la casulla y tomando el gremial, se dirigió hacia el altar donde con el Santo Crisma ungió el altar con doce hilos  de aceite sagrado que representan los 12 apóstoles de nuestra Iglesia Universal. Al concluir esta primera parte, fue incensado el altar colocando el brasero sobre el mismo, donde el Obispo echó el incienso y a su vez los diáconos incensaron al pueblo y el templo.

Finalmente, el rito terminó con la iluminación del altar donde el Obispo tomó un cirio y encendió los distintos cirios del altar, en simultaneo, fueron prendidas las luces del templo brillando desde ese momento la Luz de Cristo sobre el templo consagrado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *